El voto revela un gran malestar de la población suiza, o por lo menos del 50,3%, con respecto a la libre circulación y sus consecuencias; la protección del empleo y de las oportunidades para los suizos, las infraestructuras y la criminalidad, la lucha contra el dumping salarial, el porcentaje de extranjeros (23%) y la dificultad de aceptar ciertos aspectos de la emigración, como los refugiados políticos, que no tienen ninguna relación con la libre circulación y que se hace la amalgama a través de la criminalidad. Este último aspecto es primordial porque toca el sentimiento de la seguridad. Cuando se revelan cifras, como que el 90% de los presos en Champ- Dollon, (Centro de detención en Ginebra) son extranjeros y su ocupación está al 250% de su capacidad, aumenta el sentimiento anti extranjero, culpando la emigración del aumento de la criminalidad.

Análisis VOX (1)

Según el análisis VOX (1), el éxito de la iniciativa UDC (Unión democrática de centro, partido de extrema derecha)no solamente revela un voto identitario y anti extranjero, pero también un desafío al Consejo Federal (Poder Ejecutivo) y un 4363413 5 664f resultats-du-vote-contre-l-immigration-de 2ff17472644578ad5a49b5807ed1303driesgo asumido de ruptura con la Unión Europea.
La iniciativa, aceptada el último 9 de febrero por un porcentaje extremadamente cerrado de 50,3% de voces, ha sido marcada por una fuerte oposición izquierda-derecha. Logró el mayor número de votos en la UDC, mientras que los simpatizantes del PS, la rechazaron de forma masiva. En el centro-derecha, la tendencia es más ambigua.
En el PDC (Partido demócrata cristiano), el rechazo fue mayoritario (66%), pero éstos participaron poco en el voto. Al contrario, los partidarios del PLR (Partido radical-liberal) participaron activamente en la votación, y pocos la rechazaron (60%), aunque éstos estén en mayoría. El hecho de que 40% , en el partido de la economía ( que tiene el máximo interés en defender las bilaterales (2) hayan votado a favor, muestra que el desafío de esta votación no es solamente económico.

El rechazo a la globalización.

El politólogo ginebrino Pascal Sciarini, explicó ante la prensa en Berna, que el texto sedujo aquellos ciudadanos que emigrationhabitualmente son abstencionistas, o que votan poco.
Los medios campesinos, las personas que desconfían en las autoridades, los defensores de las tradiciones y las personas que desean favorecer los suizos en relación a los extranjeros también se movilizaron más: un conjunto de factores, a veces complementarios, han hecho que la balanza se inclinara por el “Si”.
La iniciativa también tuvo un fuerte apoyo en la clase obrera, en los independientes y en las categorías menos favorecidas. Las personas interrogadas que indicaron considerar su situación económica como mala o muy mala, fueron casi 9 de cada 10 a sostener dicha iniciativa. Este voto puede ser interpretado, según los autores, como una percepción aumentada de los daños de la globalización en general.

Rechazo de los principios de la emigración.

La preocupación europea está ampliamente relegada a un segundo plano, tanto entre los partidarios como entre los opositores. En el campo del “si”, la inmensa mayoría rechaza la idea de que la iniciativa pueda poner en peligro la vía bilateral. Pero son cerca de 90% en asumir el riesgo de una anulación de éstos acuerdos, si es el precio que hay que pagar.
Las personas estaban conscientes de que existía un lapso entre las relaciones de la Suiza con la Unión Europea y dicha immigration de masse-400iniciativa.” Ese resultado muestra que la percepción de la importancia de las bilaterales ha cambiado: éstas no aparecen como tan importantes”, deduce el politólogo.
En el campo del “no”, el motivo principal es de orden económico. Según ellos, la economía se aprovecha de la emigración. 20% consideran que la iniciativa es excesiva y que no arreglará los problemas. Las consecuencias negativas, que ya se empiezan a sentir en la educación (Erasmus) y en la investigación científica, vienen solamente en tercer lugarPor terminar, la oposición a los contingentes recoge sólo 8%, así como el rechazo a la xenofobia y a la discriminación.
El análisis de la votación se funda en un sondeo efectuado por el instituto de investigación gfs.bern. Fueron interrogadas 1.511 personas, que tienen el derecho al voto en toda la Suiza en el curso de las dos semanas que siguieron la votación. El análisis de los datos fue realizado por el Departamento de Ciencias Políticas y de Relaciones Internacionales de la Universidad de Ginebra. El margen de error es del 2,4%.

(1) http://www.vox.de/cms/index.html
(2) http://europa.eu/legislation_summaries/internal_market/living_and_working_in_the_internal_market/em0025_es.htm