La protagonista de la película “Gloria”, del realizador Sebastian Leilo, recibió el Oso de plata de la mejor actirz.

Gloria, se convierte, gracias a esta recompensa, la segunda película chilena destacada en la Berlinale, después “La frontera” de Ricardo Larrain en 1992. Ganando este trofeo de la mejor actriz, Paulina Gracia sucede igualmente a nombres famosos del cinema internacional como Nicole Kidman, Charlize Theron o Juliette Binocehe.

Este trofeo es tanto más valioso para la actriz ya que el Festival de Berlin es un acontecimiento particularmente importante para el mundo del cine. Cada año son varias centenas de miles de profesionales y público que participan para descubrir las creaciones más interesantes del cine internacional. En paralelo a este festival se desarrolla igualmente un mercado del cine muy dinámico, en donde se vende un volumen muy importante de producciones cinematográficas.

Este año, la competición, presidida por el realizador chino Wong Kar-WaiWong-Kar-Wai-400 fue apretada. Paulina Gracia enfrentaba a personalidades emblemática como la estrella francesa Catherine Deneuve con el drama “Elle s’en va”.

Su interpretación, que le valió ser comparada particularmente con la actriz Meryl Streep, subraya la tendencia en el cine internacional de estos últimos años de colocar en destaque los papeles de mujeres maduras.

La película cuenta la historia de Gloria, una mujer que se acerca a los sesenta. Después de su divorcio, se niega a vivir sola y continua a buscar el amor reanudando con la ida nocturna, las fiestas y las historias pasajeras. Es cuando conoce a Rodolfo (interpretado por el actor Sergio Hernández), un ex oficial de la Marina más viejo que ella, con quien vive una historia de amor apasionado, a pesar del riesgo de quemarse las alas.

20132062 4 IMG FIX 700x700-400Antes, la actriz era principalmente conocida por sus interpretaciones en las series de televisión como “Los títeres” y películas chilenas, como “Tres noches de un Sábado”, “Cachimba”, o “Casa de Remolienda”. Pero estos últimos años se había dedicado principalmente a la dirección de piezas de teatro y ya había recibido cuatro nominaciones al Premio Altazor, uno de los premios más prestigiosos en Chile para la creación artística.

Pero fue en este papel que Paulina Garcia realizó uno de sus trabajos más personal. Ya que si el texto fue escrito especialmente para ella por Sebastián Lelio, la actriz tuvo que hacer un largo trabajo de reflexión para poder lograr colocarse en la piel de Gloria, en un momento de su vida en donde todo cambia cuando había pensado que ya había vivido todo lo que tenía que vivir.

En este trabajo, puedo felizmente contar con el director diplomado de la570 570 1ee2edd7f3257ea9d0de0027373dfdc4-1360575421-400 Escuela de Cine de Chile que, fuerte de su experiencia, la guio en su preparación. Sebastian Lelio ya tiene una larga experiencia. En 2005, ya había recibido 28 premios nacionales e internacionales por su primero largometraje “La Sagrada Familia” y en 2011 su película “El año de tigre” había ganado el premio del jurado del Festival de Cine de Locarno. Este año, en Berlin, su película Gloria no pasó lejos de la recompensa de la mejor película ya que era uno de los tres finalistas.

Paulina Garcia, al recibir el premio declaró: “Lo que pasa es maravilloso para la película, para su distribución. Pero también para el cine chileno y para las mujeres como Gloria, en Chile y en otros lugares del mundo”.

Este premio es efectivamente un buen golpe de proyector bienvenido para una arte muy dinámica en Chile, pero desconocida a escala mundial.