Nicaragua celebra el jueves el 39 aniversario de la victoria de la Revolución sandinista pero, luego de tres meses de represión a las protestas contra el presidente Daniel Ortega que han dejado casi 300 muertos, cada vez más nicaragüenses comparan al exguerrillero con el brutal dictador al que derrocó en 1979.

En medio de reclamos de la comunidad internacional por supuestas violaciones a los derechos humanos por parte de la fuerza pública y paramilitares, Ortega, un exguerrillero izquierdista de 72 años, enfrenta su peor crisis política desde que asumió su tercer mandato consecutivo en el 2017.

“El pueblo ya no está con Ortega”, dijo Arlene Correa, una de las cinco hijas de Francisco Correa, quien fue apresado en la semana acusado de apoyar las protestas contra el mandatario.

“Con las violaciones a los derechos humanos, los asesinatos, (Ortega) se parece cada vez más a Somoza. La gente está abriendo los ojos”, agregó en la entrada de la cárcel de El Chipote, uno de los principales centros de tortura de la dictadura de Anastasio Somoza, derrocado en 1979 por los sandinistas.

Un sondeo de la firma CID Gallup cifró la desaprobación de Ortega en un 63 por ciento en mayo luego de haber obtenido la reelección a finales de 2016 con el 72 por ciento de apoyo.

SUFICIENTE VIOLENCIA

Desde temprano, miles se agolpaban para llegar a la avenida Bolívar y ubicarse para oír el discurso de Ortega, programado al finalizar la tarde en un estrado ubicado entre el lago Xolotlán y una enorme silueta del revolucionario nicaragüense Augusto Sandino, el líder de la resistencia local contra la invasión estadounidense en la primera mitad del siglo XX.

Con el pendón blanquiazul y banderas rojas y negras del Frente Sandinista de Liberación Nacional -el partido de gobierno- los aliados de Ortega llegaban desde todas partes del pequeño país de 6,2 millones de habitantes.

“Ya estuvo bueno de violencia. Hemos sufrido años de guerras como para querer volver a lo mismo”, dijo Alexander Mendoza, un estudiante de derecho, en referencia a los conflictos que libró el país en el siglo XX como la ocupación estadounidense entre 1927 y 1933, el derrocamiento de Somoza en 1979 y la guerra de los Contras, financiada por Estados Unidos entre 1981 y 1989.

Desde el fin de semana y hasta el martes, fuerzas especiales de la policía apoyadas por paramilitares simpatizantes de Ortega retomaron el control de los últimos bastiones de los manifestantes opositores en Managua y Masaya, dejando más de una decena de muertos en fuertes enfrentamientos.

A pesar del golpe, los opositores sostienen que seguirán protestando hasta que Ortega dimita.

Las manifestaciones contra el Gobierno comenzaron a mediados de abril como reacción a una reforma al sistema de seguridad social, pero se ampliaron tras la violenta represión.

Entre las demandas, los opositores reclaman por el control estatal de los medios de comunicación, las sospechas de fraude electoral, la manipulación de la justicia, la corrupción y la intención de Ortega de querer instaurar una “dictadura familiar” de la mano de su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.

 Celebración del 38 aniversario de la Revolución Popular Sandinista

19 de julio1 750x500El acto de celebración del 38 aniversario de la revolución sandinista se caracterizó por un discurso bastante breve de Ortega: Sólo habló 15 minutos.

Este miércoles se cumplen 38 años de la Revolución Popular Sandinista que marcó el final de una dictadura familiar: los Somoza. Con casi 11 años en el poder, la celebración que hace el oficialismo es considerada por disidentes del Frente Sandinista semejante a las que hacía la dictadura somocista.

LA PRENSA le cuenta, minuto a minuto, desde la llegada de las caravanas de los departamentos hasta el acto central en la Plaza de la Fe, el acto del 38 aniversario de la Revolución.

6:00 p.m. Ortega anuncia que viene la lluvia y termina su discurso agradeciendo a todos los asistentes al evento. Murillo abrigada con una chaqueta da declaraciones a los medios. Este 19 de julio terminó temprano, luego del discurso más corto del caudillo, de 15 minutos.

5:57 p.m. Ortega agradece a los dos jefes de Estados, Evo Morales y Salvador Sánchez Cerén, por acompañarlos en la celebración del 38 aniversario de la revolución sandinista.

5:47 p.m. Ortega aseguró que fortalecen la voluntad de unidad en el país entre productores, campesinos, pequeños y grandes empresarios para “acabar con la pobreza” de manera definitiva. “Hemos avanzado en el combate a la pobreza, pero hay mucho camino que andar, para cumplir con esa meta tenemos que mantener esta cohesión, esta gran unidad nacional, independientemente de amenazas, de aquellas actitudes que intentan sembrar la cizaña”.

Según Ortega, se debe cuidar la paz en Nicaragua y la región. Habló de dar la batalla por la unidad en América Latina y el Caribe. “No hay más alternativa que la integración de América Latina, partiendo del fortalecimiento de Alba, Unasur, Mercosur, los diferentes frentes subregionales”, dijo.

Ortega dijo que cada pueblo decide su modelo, su camino. “En este día cuando siguen repitiéndose amenazas que hemos conocido a lo largo de la historia, contra aquellos que tratan de construir su propio camino, ¿qué le podemos decir a los hermanos de la república de Venezuela?, le decimos que estamos con ustedes. Es un gobierno popular, fue electo por el pueblo Venezolano, no fue electo en otro país”, adujo.

El caudillo sandinista criticó la advertencia de Estados Unidos de aplicar nuevas sanciones contra Venezuela. “Cuántas guerras han lanzado en el mundo a lo largo de la historia. ¿Qué resultados han tenido? Vietnam es la más grande expresión del fracaso de la política imperialista”.

Durante su discurso, Daniel Ortega hizo un llamado a Estados Unidos a no apostar por la confrontación. “Tiene que entender EE.UU. que el camino no son las amenazas, es el respeto, es la paz. Si lo hace, se ganará muchos más amigos en todo el mundo”, aseguró.

4bmz97f17a3437taoo 800C450

5:36 p.m. La multitud comenzó a vitorear a Ortega, el caudillo sandinista que ha gobernado más que el padre de la dinastía que ayudó a derrocar, Anastasio Somoza García, según los historiadores. “Se fueron esos tiempos de los viejos barrigones que engañaban al pueblo con las elecciones”, dice el gallo ennavajado, la canción para la campaña de 1990 cuando fue derrotado.

El Consejo Supremo Electoral es señalado desde 2008 de perpetrar fraudes electorales a favor del FSLN.

Toma la palabra el mandatario designado por el CSE.

5:19 p.m. El presidente de Bolivia Evo Morales inició llamando “hermano Daniel” a Ortega y se dice sorprendido por la “gran concentración” que está ante sus ojos. También saludó al foro de Sao Paulo, que sesionó en Managua, y describió una crisis del “sistema capitalista” en la actualidad, criticó el intervencionismo de Estados Unidos y pidió unidad ante esta situación.

“Hermano Daniel, la hermana Rosario (Murillo) han construido al pueblo de Nicaragua con principios y valores. Me han sorprendido los datos económicos. Nicaragua primero en crecimiento en Centroamérica“, destacó Morales, quien además considera envidiable la organización de la juventud, muchachos a los que le recuerda que el enemigo es el imperialismo.

Expresó también solidaridad a Venezuela y Cuba. “Esa agresión es a todos los pueblos de América Latina. Al hermano Maduro, dale duro al imperio norteamericano”, declaró.

5:11 p.m. Toma la palabra el presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, quien inició llamando fiesta patria el 19 de julio. Saluda a quienes califica como los líderes indiscutibles del proceso de Nicaragua: a la pareja presidencial, quienes para él construyen “paz, progreso y felicidad”.

Sánchez Cerén los considera un “ejemplo para América Latina” y recuerda a Farabundo Martí y Sandino como dos personajes que marcaron la ruta para ellos.

4:50 p.m. Inicia a hablar el vicepresidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, quien le manda el abrazo al pueblo del general de Ejército Raúl Castro, jefe de Estado de su país. Mencionó el caso de Venezuela, a quienes le reiteran “su incondicional solidaridad” y saluda la “amistad indestructible” con el pueblo de Nicaragua.

Se dirige a los simpatizantes sandinistas la canciller de Ecuador, María Fernanda Espinoza, quien mencionió al fallecido comandante Tomás Borge y al excanciller Miguel de Escoto. “Su revolución es nuestra, nos ha inspirado”, dijo la funcionaria ecuatoriana.

Espinosa reconoce “la trayectoria” de Rosario Murillo, la vicepresidenta designada por el poder electoral.

4:33 pm. |Toma la palabra el caudillo sandinista Daniel Ortega, hace algunas citas históricas sobre el papel de Sandino y Fidel Castro. Dijo sentirse honrado de dar esta distinción “Augusto César Sandino” al independentista puertorriqueño, Oscar López, pues estuvo preso durante 36 años. “Gracias a Dios, al final el presidente Obama decidió indultarlo. Es un acto de justicia”, aseguró.

DUM 0929 768x512Los periodistas mexicanos, que cubrieron la ofensiva final en 1979. LAPRENSA/Roberto Fonseca

Murillo anuncia reconocimientos a periodistas que narraron la ofensiva final, Pedro Talavera y Edgar Hernández, a quienes consideran testigos del coraje de la población cuando botó a Somoza, uno de ellos incluso viste una camiseta con el símbolo 38/19 y adorna su cuello con una pañoleta rojinegra. El Gobierno le entrega la orden cultural Rubén Darío.

“Quiero felicitar al periodista Eduardo Cruz”, dice Ortega refiriéndose al reportero de la sección Domingo del diario La Prensa, quien escribió una historia sobre ellos este fin de semana.

4:29 p.m. |El gobierno entregó la máxima condecoración del Estado al independista puertorriqueño a Oscar López, quien fue indultado por Estados Unidos recientemente. La primera Dama Rosario Murillo leyó la publicación que se hace en la Gaceta, mientras el presidente designado por el Consejo Supremo Electoral, Daniel Ortega se tomaba foto con el extranjero.

00010948514:16 pm. | La vicepresidenta designada por el Consejo Supremo Electoral, Rosario Murillo, se solidarizó con Venezuela, baila ahora al ritmo de un reggae, mientras se le acerca Fidel Moreno, secretario político de Managua. “Reggae de coco para vos”, dice la canción. Las cámaras de los medios oficialistas muestran una panorámica en la que se ve la muchedumbre agitando banderas del partido de gobierno.

Los más críticos de la familia presidencial aseguran que ya se sepultó la revolución.

Henry Ruiz: Aquí hay una dictadura”

Murillo agradeció la presencia de Jacinto Suárez, amigo de Ortega, a la comandancia del Ejército y la Policía, quienes destacó por su legado histórico. La funcionaria no mencionó a Bayardo Arce, asesor económico de su marido y enlace con el sector privado.

3:55 pm. | En el culto a la personalidad de los Ortega, también alcanzaron canciones para el Cardenal Miguel Obando. Se escucha una canción en su honor, mientras el mandatario lo saluda.

“Viva el cardenal| nuestro amigo fiel| el cardenal Miguel”. Murillo recuerda a sus antiguos aliados, recién fallecidos, entre ellos el ex presidente de la Asamblea Nacional, René Núñez, Tomás Borge, el ex canciller Miguel de Escoto. Música movida. Ortega mira satisfecho a los jóvenes que lo vitorean y ahora Murillo recuerda al fallecido comandante cubano, Fidel Castro, y también a su benefactor Hugo Chávez (q.e.p.d). Una cadena de policías separa a los representantes del Estado e invitados especiales de la población, mientras Murillo destaca la presencia de algunos líderes como los miembros del Foro de Sao Paulo y se solidariza con el ex presidente brasileño, Lula Da Silva, de quien dice enfrenta “persecuciones y amenazas”, calificativos con los que describe el proceso por corrupción en su contra.

3:47 p.m.| A la izquierda de Ortega, ubicaron a los presidentes de Bolivia y El Salvador, Evo Morales y Salvador Sánchez Cerén. En la tarima, la vicepresidente designada por el Consejo Supremo Electoral, Rosario Murillo, imparte órdenes a su asistente Carlos Mejicano, mientras se escucha canciones de Carlos Mejía Godoy y Norma Elena Gadea, esta última actualmente mal de salud. En la tarima está el Cardenal Miguel Obando, Arzobispo emérito de Managua, quien invoca al altísimo al inicio del acto. Es notable la ausencia del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aliado incondicional del FSLN, a quien cuestionan en su país por sus actuaciones antidemocráticas.

Sigue lucha callejera contra Maduro

3:30 p.m. | La pareja presidencial Daniel Ortega y Rosario Murillo acaban de ingresar a la plaza. La primera dama llegó antes que el mandatario designado por el poder electoral, luego él se hizo acompañar por el presidente Evo Morales, uno de los pocos jefes de Estado que asistieron a la conmemoración de la revolución sandinista.

La música revolucionaria y la repetición del audio de los vídeos de la época (1979), se escuchan por todos los rincones de la plaza, en este acto considerado como de culto a la pareja presidencial. “Aquí Nicaragua libre”, se escucha, igual que el llamado a defender la revolución.

Una hora antes, la Juventud Sandinista empezó a ocupar su espacio en la tarima principal, el lugar desde donde Murillo y Ortega se dirigirán a sus simpatizantes. En su discurso de mediodía, leído en los medios oficialistas, la primera dama y vicepresidenta designada por el poder electoral dijo que el país vive nuevos tiempos y señaló la lucha contra la pobreza como el gran sueño de su marido y los héroes y mártires que hicieron posible la caída de la dictadura de Somoza.

En vivo la coreografía de la Juventud Sandinista, los jóvenes alzan las manos pidiendo “paz”. Se ven ondear banderas rojinegras, azul y blanco, otras de Venezuela. De fondos los “árboles de la vida”, la creación de Murillo que hace parte del paisaje del gobierno de los Ortega, uno de los protagonistas de la revolución, un personaje que dice la leyenda que nunca combatió en la guerrilla.

El Origen del Poder de Daniel Ortega

Las excentricidades han marcado el paso en la conmemoración del 19 de julio. En la celebración de 2006, el secretario general del Frente Sandinista, Daniel Ortega, candidato entonces a presidente por su partido, llegó a caballo a la Plaza y atrajo las miradas de todos sus seguidores.

El caudillo sandinista y su esposa Rosario Murillo, vicepresidenta designada por el Consejo Supremo Electoral, son los protagonistas del evento.

El corresponsal de LA PRENSA en Carazo, Mynor García, reporta que una caravana vehicular sale del departamento de Carazo y se dirige a Managua para la celebración del 38 aniversario de la Revolución Sandinista.

El país entero se quedó sin servicio de transporte urbano colectivo porque casi la totalidad de los buses están al servicio de la celebración que el Gobierno impulsa este miércoles 19 de julio, por el 38 aniversario de la Revolución Popular Sandinista.

El comandante Edén Pastora brindó una entrevista a LA PRENSA, en la que dijo que “el problema no está en que si andan en Mercedes Benz o un rolex”, en alusión a las críticas que se hacen a los dirigentes del FSLN que ahora están en el poder y que viven como ricos.

Para el comandante Edén Pastora, uno de los protagonista de la revolución sandinista, que cumple 38 años este miércoles, todo lo que hace el gobierno del presidente y la vicepresidenta designados por el poder electoral, Daniel Ortega y su esposa, Rosario Murillo, está bien y si se han equivocado es porque errar es de humanos.

Solo dos jefes de Estados se encuentran en el país para acompañar en la Plaza de la Fe al presidente y la vicepresidenta designados por el poder electoral, Daniel Ortega y su esposa, Rosario Murillo.

El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, llegó desde el martes para participar en el Foro de Sao Paulo que se realiza en Managua, y el presidente de Bolivia, Evo Morales, llegó a medianoche este miércoles.

La mañana del miércoles llegó el vicepresidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, quien fue recibido por el canciller de la República, Denis Moncada Colindres, en el Aeropuerto Augusto C. Sandino, según el reporte de los medios de comunicación oficialistas, que son los únicos que tienen acceso al recibimiento de las delegaciones.

También se reportó por la mañana el arribó al país del ex mandatario guatemalteco Álvaro Colom.

En el pasado, participaban en esta celebración sin faltar el presidente venezolano Hugo Chávez (q.e.p.d) y después comenzó a participar su sucesor Nicolás Maduro, quien participó el año pasado, pero este año Maduro no ha confirmado si estará presente.

Este miércoles solo se conoció que Maduro felicitó al gobierno de su aliado político, Daniel Ortega, por el aniversario de la Revolución. El mandatario venezolano enfrenta protestas civiles contra su Gobierno desde hace más de 100 días en su país, donde se han reportado más de 90 muertes debido a los enfrentamientos con la policía y las fuerzas de choque.

Tampoco se reportó la participación de Rafael Correa, quien participaba como presidente de Ecuador, pero ahora se encuentra fuera del poder. Año con año ha ido disminuyendo la participación de jefes de Estado y de personalidades.

El Ejecutivo convocó a los sandinistas a partir de las 4:00 de la tarde en la Plaza de la Fe Juan Pablo II, en Managua.

Desde las primeras horas de la mañana, buses con caravanas de simpatizantes del FSLN han salido de todos las ciudades del país, para concentrarse en la Plaza de la Fe, donde se realizará el acto central por la tarde y donde se espera que Ortega ofrezca un discurso como cada año.

En Managua, el transporte público no funciona con regularidad y los usuarios tienen que esperar hasta más de media hora que pase una ruta.

http://www.youtube.com/watch?v=ehYpf8P6LP0

 

https://lta.reuters.com

https://www.laprensa.com.ni/