El Festival y Fórum Internacional por los Derechos Humanos (FIFDH) que se realiza en Ginebra del 7 al 16 de marzo, es quizá el único evento al que podemos asistir sin garantía de no salir confusos, angustiados o indignados de constatar el lado obscuro del ser humano.

Por Martin Montiel

 

Durante diez días, cineastas artistas, activistas de derechos humanos, ONG’s periodistas y miembros de la universidad de Ginebra, invitan a compartir su trabajo, a través de muestras artísticas, exposiciones, presentación de estadísticas y testimonios de la cruda realidad que viven poblaciones enteras, víctimas de guerras fratricidas, en donde mujeres y niños, son doblemente afectados por ser los más indefensos.

¿Escéptico de las informaciones de los medios periodísticos cotidianos? El FIFDH es la ocasión de ver e intercambiar información de primera mano con los luchadores por causas justas.

Un capítulo dedicado exclusivamente a la situación de la mujer, en ocasión del Día Internacional de la Mujer, será presentado el 8 de marzo, à través de una serie de testimonios o documentales de creación.

Temas que en occidente parecerán muy simples, como el derecho a practicar un deporte como el boxeo, impensable para las mujeres en países como la India, a asuntos más crudos como “los hijos del estupro y de la guerra” o brutales como “el tráfico de mujeres y niños” forman parte de la temática de discusión. El espectador podrá ver en gran pantalla, y seguidamente deliberar durante los debates que seguirán a las proyecciones.

¿Cuánto pagarías por sexo? ¿Sabes que tu vecino pagaría lo mismo por tu hija?

Uno de los temas a tratar en el FIFDH es el “mercado de seres humanos”. No, aquí no se habla de ficción, como suele suceder la realidad sobrepasa la comedia, como lo prueban los datos a continuación:

Formas de explotación 2007 - 2010 ONU  contre drogue et délits

 

Los traficantes de seres humanos ganan entre 7 y 13 millardos de dólares por año, principalmente de la explotación sexual de mujeres y niños, según datos presentados por la Organización de las Naciones Unidas, mediante su programa contra la droga y el delito (UNODC). Niñas y niños forman parte de las cerca de 700,000 personas que año con año, caen en las redes de los organizadores de criminales sexuales.

Evidentemente, no estamos hablando de prostitución “legal o voluntaria”. Se habla de personas que han sido forzadas a vender su cuerpo, a veces, sin tener idea de lo que están haciendo. O podemos suponer que un niño de 4 ó 5 años, es consciente de lo que se le está sometiendo a hacer?

Incluso en Tailandia, donde el turismo sexual forma parte del cotidiano de muchas personas desfavorecidas económicamente, y que tristemente para muchos turistas “es común y normal”, ese hecho está lejos de la realidad de que eso transcurre de manera voluntaria.

Mujer y violencia doméstica

El 8 de marzo, es también una ocasión en donde resurgen asuntos pendientes con relación a la condición femenina. Se trata de temas que van más allá de los avances o retrasos en materia de paridad, igualdad y derechos de la mujer, ya que se llega incluso a situaciones escabrosas, que sitúan a la mujer en una posición de inferioridad en comparación con sus congéneres masculinos.

Incluso en una ciudad como Ginebra, en donde la vida parece transcurrir al ritmo de las estaciones del año, muchos ignoran que la relación entre hombres y mujeres, sigue siendo un tema de disputas en algunas esferas o de silencio total en ciertos estratos de la población, las ONG’s, la escena política o gubernamental.

Evidentemente, la violencia doméstica no es una enfermedad exclusiva del “tercer mundo” ni tampoco un fenómeno de importación. Lo prueban las estadísticas del año 2013, recabadas por la Oficina Federal de Estadísticas (OFS). Según esta instancia estatal 48.9% de los casos de violencia doméstica son suceden en el seno de las parejas.

Otro dato que nos parecerá sorprende es que un 27,4% de casos de violencia suceden entre antiguas parejas. En algunos casos, como lo han mostrado los diarios locales de Ginebra, a la hora de presentarse a los tribunales por una solicitud de demanda de divorcio algunos hombres han preferido terminar con la vida de sus ex-compañeras que pasar “por la vergüenza de ser abandonados”.

04.parsys.50622.Image

 

Migración, persecución religiosa, guerras civiles, aborto, crímenes de honor, prisioneros políticos, abuso de poder militar, dictaduras, represión sexual, tortura represión, espionaje, mafia, crímenes en masa…

Lejos de invitar a participar en sesiones de voyerismo, el Festival de Cine y Fórum Internacional de los Derechos Humanos, pone ante nuestros sentidos una realidad cruda y dolorosa, que a pesar de dejarnos perplejos y a veces hacernos sentir impotentes, “el combate por los derechos humanos, como afirma Leo Kaneman, director del evento, continua guardando todo su sentido”.

El programa completo del FIFDH en: http://www.fifdh.org/2014/index.php?rubID=101&lan=fr